Grupo: Dr. Feelgood
Sala: Loco Club

Haciendo uso de una frase popular, diremos en referencia al concierto de Dr.Feelgood que “estos no son mis Feelgood, que me los han cambiado”. Y con toda la razón, no hallamos en la formación actual ningún miembro fundador, el único vínculo con la banda original es el batería Kevin Morris, que entró en el grupo cuando aún vivía el desaparecido Lee Brilleaux, vocalista de la banda. Pero eso ya lo sabíamos de antemano, a pesar de ello, no importó a los parroquianos, un público que rondaba los treinta y tantos. Y así, estos Dr. Feelgood fueron como una banda tributo, ya que lo importante son las canciones y disfrutamos de ellas.

Esa es la principal tarea de la banda, mantener el legado vivo de Dr. Feelgood aunque Robert Kane no posea la misma voz aguardentosa de Brilleaux ni su carisma. Al final todo se reduce al carisma que desprendían los miembros originales, Lee Brilleaux y Wilko Johnson eran el soporte de la banda con su actitud chulesca, todos los que hemos crecido con el video del concierto de “Stupidity” en directo echamos en falta esa actitud. Incluso los conciertos que hemos visto de Wilko Johnson en nuestra ciudad supuran una energía diferente que sobrepasa con creces el directo que presenciamos en el Loco Club. La manera desafiante en que Wilko maneja su guitarra hace que recordemos más a su antigua banda que los miembros actuales.

Los Dr. Feelgood de hoy en día son buenos músicos, atacan bien el repertorio con temas clásicos (la mayor parte procedentes de la primera etapa pre-“Stupidity”) como “Roxette” y esa armónica vibrante, o “Milk And Alcohol” y “Back In The Night” incluso el solo de guitarra del “Down By The Jetty Blues” realizado por Steve Walwyn es electrizante.

Pero te queda una sensación agridulce al final, apelando a la nostalgia pensando que cualquier tiempo pasado fue mejor.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.