Grupo: Flamaradas
Sello: El Genio Equivocado
Año: 2017

El tercer álbum de los barceloneses Flamaradas incide en lo que nos presentó Daniel Magallón en sus dos discos anteriores, el folklore de arrabal repleto de melodías con acento sudamericano, tango, boleros o canción popular, resultando ser un crooner del folk. Producido por Cristian Pallejà y Ferrán Resines, el sonido de Flamaradas sigue constante, sin cambios palpables en el álbum, con la voz de Magallón reflejando sus emociones. En los coros cuenta con la colaboración de Gloria Vilches y Eva Lloveras, a las que escuchamos haciendo segundas voces en la única versión que incluye el álbum, el “Juramento” del cubano Trío Matamoros.

El tono de voz sobrio de Magallón repasa distintos caminos para llegar a su meta, comenzando con “Todas las vidas”, apoyado en el farfisa y los coros de Gloria y Eva. La folklorica “Agitando los brazos” fue el adelanto del álbum, un tema que nos recuerda a una jota, o en “El puente” evoca a los cantantes de tango con una voz que recuerda al argentino Alberto Cortéz. La letra de “El día en que vuelan las alúas” nos recuerda a una canción popular de ámbito rural (“Aquí te espero, aquí te espero / con una jarra de agua y un frutero”) y el piano solemne de “La luna llena y el vendaval” con un ritmo a golpe de metrónomo nos presenta uno de los temas más profundos del disco.

El tramo final incluye la versión antes mencionada de “Juramento”, la melodía más asequible de “Regreso con los animales” y la más breve de todas las del álbum, poco más de dos minutos.  Finaliza este tercer disco de Flamaradas con “La Vía Láctea descansa” en la que aparece un teclado trémulo, palpitante, acompañado por una percusión y palmas, la canción más desconcertante que encontramos rompiendo con lo escuchado anteriormente, apuntando a una nueva dirección en la música de Magallón que debería explorar.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.