Grupo: Satellite Stories - Vagabonds
Sello: XYZ Berlin Music
Año: 2015

Alabado sea el britpop. Incita a zarandear los pies hasta conseguir que el resto de extremidades se unan a los movimientos espasmódicos. Que sí, que a día de hoy contamos con tropecientos grupos que hacen britpop y al final todos acaban pareciendo del mismo padre y madre. Pero esa es la gracia. Conseguir destacar. Y Satellite Stories lo ha conseguido.

Es una banda que ha ido ganando presencia en festivales importantes y poco a poco se ha hecho un hueco en la escena de la música inglesa aunque provengan de la fría Finlandia.

Su estilo indie pop y electrónico bien podría confundirse con Two Doors Cinema Club o M83. En este mes lanzan su tercer álbum Vagabonds, sucesor de Pine Trains del 2012. Los dos años de trabajo les han servido para variar estilísticamente su repertorio y evitar que los temas terminen por sonar igual hasta derivar al aburrimiento. Su productor ha sido Simon “Barny” Barnicott, quien ha trabajado con Arctic Monkeys, Kasabian o Temper Trap, por lo que la calidad ya se anuncia con el nombre de este genio sin lámpara.

Vagabonds, de título homónimo, es el primer tema. Es enérgica hasta la médula. Los agudos que se marca el cantante Esa Mankinen parecen propios de Chris Martin. No sé si serán los nuevos Coldplay pero en esta primera canción ya dejan claro que han refrescado su sonido.

En HeartBeat el teclado se hace notar mucho más. Tiene arranque psicodélico y estribillo britpop, arreglo que también emplean en otros temas. Con Polarized el disco me termina de enganchar. Incluye una base electrónica que se mantiene en toda la canción. Al final del tema usan guitarreos y sonidos espaciales que desvirtúan el sonido inicial para dar con un combinado melódico heterogéneo. Campus es un tema propio de festival de verano. Aparecen destellos psicodélicos similares a los empleados por Foster The People y el silbido creado con el teclado es tan pegadizo que ya lo tengo incrustado en el cerebro. Heroine tiene un estribillo muy disco. Hora de bailar. Su sonido es más uniforme pero no por ello es menos importante.

When Love Became arranca con el sonido suave del teclado. Parece que ahora toca escuchar un tema lento, pero no. La cosa coge fuerza con la batería, guitarras y el teclado que gastan, además de la velocidad de Esa Mankinen en cantar la letra en algunas partes.

Painted Arms remarca la psicodelia y el indie pop que empapa el disco. Lenta en las estrofas, rápida en el estribillo. Montaña rusa musical. En Round and round incluyen trompetas al final del tema, ingenio. Reiteran que vienen renovados, que tienen recursos para dar y vender y que el trabajo dará sus frutos.

Ya han lazado el videoclip de Vagabonds, donde se les puede poner cara a los miembros de la banda, y de Heartbeat, que es un poco más mierder en cuanto a originalidad, ya que parece que hoy si cantas indie es obligatorio grabar cerca de un bosque o carretera.

Vagabonds tiene canciones britpop con sonidos electrónicos cuidados y pegadizos, algunos de sus temas incitan a echarse unos bailes mientras que otros te relajan al ser más melancólicos. Satellite Stories apuesta por el estilo que han empleado hasta ahora y que fácilmente podrán perfeccionar en los escenarios que les esperan.

Carmen Sánchez Adán // @mrscarmin

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.