Individuo X ejerciendo de profesor, conversa con un publicista.

(Ataque)

Pues yo te digo que no.

No pretendo ofender.

Pero,

¿Qué seriamos hoy si no tuviéramos todas las fuentes, los datos, los escritos que han servido de base para más escritos?

Hoy tenemos un amplio saber gracias a personas que buscaban entre miles de fuentes bien ordenadas. Y después, con la base cultural, ya se embarcaba a buscar su propio camino, para añadir la última página al libro, que dejará abierto para el próximo que deba seguir completando hojas.

Nunca un libro se cierra.

No.

Sí, sabes que me refiero a un contexto metafórico, no existe tal libro.

A lo que voy, es que no puedes convencerme de que hoy somos libres de enseñar, predicar, defender posturas, sin tener esa base cultural.

Internet no es el ágora.

El multidisciplinar o, peor, estos tantos que se creen “talentos innatos”, que creen que pueden cambiar el mundo con solo talento y sin base, son unos malversadores, unos farsantes de lo que significa ser un profesional.

Formado.

Con una base que te respalde.

Yo también me considero inteligente,  ¿no te jode?

El criterio no lo es todo.

Sino todos podríamos ser profesionales.

No pienso considerarte un mismo profesional que yo, si no has pasado por las mismas líneas que he recorrido yo para poder llamarme,

Docente.

Individuo X ejerciendo de músico, habla con un músico de cámara.

(Defensa)

Sinceramente, no puedo decir que envidie tu formación.

No pretendo ofender.

Pero,

¿Crees que tiene más valor que personas a las que les cuelgan instrumentos, y mediante una educación autómata, les enseñen a seguir mirando páginas recargadas de notas centenarias, y que las muestren como modelo único de una formación musical, que alguien que desarrolla un talento por sí solo con apenas cultura musical?

Algo clasista.

Mira, hasta sectario.

Cuanto hermetismo.

Vale, puede que me haya pasado. Perdona.

Pero todo esto surge por detectar en ti un deje de superioridad hacia mí.

Hoy en día las cosas no funcionan así.

Es tan válido el guitarrista parido de sus propias búsquedas que el “clásico”.

Me atrevería a decir, que incluso demuestra más creatividad.

La cultura la siguen construyendo los que tienen algo que aportar.

Y al final, para que crezca, tiene que seguir habiendo gente que sigue otras vías.

No es una excusa.

Creo en el autodidacta.

Que tu puedas hacer solos imposibles no implica que yo no pueda ser mejor con mis acordes.

Todo transmite.

El resto da igual.

Yo también soy,

músico.

Con todas las letras.

Manual de uso:

De nuevo, hago llamamiento a no posicionarse. Se presenta el blanco y el negro, pero hay toda una paleta de configuraciones posibles. Cada cuál configure la suya, aunque luego la deje marchar, pues de nuevo, no hay que posicionarse.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.