Grupo: XIII Fra - Festival de Rock d'Alaquàs
Sala: Alaquàs

Volvimos a Alaquàs. El Fra, en edición número trece, celebraba su segunda jornada, la del primero de septiembre. De arriba abajo, rezaba el cartel: Maxïmo Park, Mercury Rev, Heavy Trash, 7º Sueño y Punk Tomaka. Luego el orden coherente fue otro y sorprendió al más pintado: cosas del rock and roll más puro.

Porque Alaquàs estaba de bote en bote, el municipio en fiestas y los bares, sus terrazas a rebosar. La paciente espera, la cena, con medio bocadillo una llamada: “Maxïmo Park comienzan en diez minutos”. Si llegábamos al final del concierto de los ingleses daríamos la misión por cumplida. Objetivo cumplido, no dio tiempo a conectar con el concierto y no hubo otra que recabar opiniones sensatas mientras se hacia tiempo para el comienzo de Mercury Rev. Concluyendo, que no fue su mejor concierto. Un sonido bajo, que no enganchó, cierta desgana incluso por parte de los artistas: fue, en resumen, lo que recabamos.

Los Mercury Rev fueron captando la atención desde minutos antes de saltar al escenario con diferentes proyecciones acompañadas de sus músicas años 20. Con sencilla puesta en escena pero interpretando cada canción en formato multimedia, su grandilocuencia gustó de primeras, sus ensoñaciones en forma de punzantes melodías y tal. Pero se fue alargando demasiado. Pesan, puede ser, más de 15 años en la brecha, aunque la banda siga implicada e interpretando la canción de turno con todo.

Lo mejor vendría al final, en ese descalabró que había sufrido el cartel, Heavy Trash no se sabe por qué razón tuvieron que poner el broche final. Fue, sin duda, uno de los grandes aciertos. Porque desde el desconocimiento de la banda, sólo con la referencia de Jon Spencer con los Blues Explosion, el concierto de Heavy Trash fue una grata sorpresa. Se dieron a conocer en 2005 con un disco homónimo y ahora, al parecer, tienen otro disco en el mercado.

Heavy Trash nos devolvió a las raíces del rock americano más puro, y claro, el último capítulo de Fra fue una auténtica fiesta. Con el propio Jon Spencer y Matt Verta-Ray como maestros de ceremonias, el rock and roll campó a sus anchas. Lo que son las cosas, ni las nuevas olas, ni la psicodelia onírica, ni el brit pop –que sí, que de The Charlatans cumplieron-, fue el rock and roll de los Heavy Trash la que agitó de verdad al personal. Será por eso, que el festival que celebraba su edición número 13 se llama Festival de Rock de Alaquàs. El Fra.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.