Grupo: Electric Six
Sala: Durango

Primera incursión del que suscribe en la Sala Durango de Meliana, y con toda seguridad no la última, la de anoche para asistir al concierto de los alocados Electric Six.

Si nos pusiéramos a analizar a este tipo de bandas de hit pelotazo y aire desenfadado (me viene rápidamente a la memoria The Darkness y en un plano nacional aunque algo más comprometido La Fundación Tony Manero) descubriríamos a tal velocidad su rápida evaporación del planeta.

Excepción pues la de los chicos de Detroit, que como el que no quiere la cosa venían a presentarnos, aunque no se explayaron demasiado en el material nuevo, los temas que conforman Zodiac, su octavo álbum de estudio en siete años (¡!).

En la escasa pero intensa hora que estuvieron sobre el escenario, fuimos objeto (al menos el que se diera cuenta) de continuas burlas idiomáticas entre tema y tema por parte de Dick Valentine, una especie de psicópata adorable, el clásico revienta-bodas pero todo sea dicho, con bastante gracia. No se malinterprete lo de las burlas, fueron como esas cariñosas collejas que te pega el marido de tu tía, todo un golfete, al que no puedes sino querer.

Esto, sumado a las ochenteras y rematadamente horteras vestimentas de Valentine y sus flancos guitarristas The Colonel y Johnny Na$hinal y rematado por los contenidos líricos de temas como “Gay Bar”, “I buy the drugs” o “She’s White” (aunque entraría todo el repertorio, yo creo) hace que a veces un pase por alto que realmente, y como fue en el caso de ayer, se trate de una banda más que notable.

Un sonido absolutamente compacto, rock, metal, funk, dance, con Valentine moviéndose habilidosamente entre su timbre ronco y los falsetes que abrieron con “Improper Dancing”, “After Hours”. Después y lejos de dejarla para últimos compases “Danger! High Voltage” y los cerca de doscientos asistentes a Durango ya completamente entregados. “Body Shot” “Jam it in the hole” y “Dance Commander” ya en el bis para finalizar.

Buena banda, gran bolo y mejor sonido.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.