Este festival internacional de Cine de Valencia organizado anualmente en el mes de junio por el Institut Valencià de la Cultura, acoge dos secciones oficiales, una dedicada a largometrajes dirigidos por menores de 40 años y otra a cortometrajes más consolidados en el panorama internacional, además de homenajes, retrospectivas y ciclos temáticos, como en el caso del ciclo de los hermanos Coen, con obras realizadas antes de superar dicha edad.

Cinema Jove

El director de este encuentro audiovisual, Carlos Madrid ha querido resaltar la labor llevada a cabo por su equipo, detrás de un Cinema Jove que parece recuperarse del que no ha sido su mejor momento renovando el apoyo a la sección que dio origen al festival, un encuentro dirigido a menores de 24 años estudiantes de audiovisual. Tras el cambio organizativo que destituía a su predecesor Rafael Maluenda, Carlos Madrid asumía el cargo de director en 2017 fuera de la idea del IVC de sacar un concurso o proceso que lo avale, pero la organización del festival durante estos dos años y sus mejoras tanto en porcentajes de espectadores (25% más) como en cumplimiento de plazos sitúan sus labores en las de un verdadero director del festival, que es su objetivo presentándose a concurso cuando sea posible. 

Esta competición pretende abrir puertas a las innovaciones y poner cara a directores cuyo nombre empezará a sonar dentro de poco. 

Del 21 al 28 de junio de 2019 las proyecciones son distribuidas entre distintas salas, tales como La Filmoteca, el Teatro Rialto, o el Centro Cultural del Carmen entre otros, dependiendo de la sección a la que pertenezcan. Entre las proyecciones especiales, se encuentran las 6 obras que condecoran al director portugués Miguel Gomes con el premio Luna de València, y se consolida por segundo año consecutivo la sección “Beats and Frames” centrada en el género musical uniendo diferentes artes y formatos en un festival, que también cuenta con una sección de webseries. 

Además La Filmoteca rinde homenaje a su anterior director fallecido José Luís Rado, y presenta una sección organizada por Curt Creixent que muestra los mejores cortometrajes españoles que han competido en los Premios Oscar recientemente. 

Sección Oficial

Como todos los años el festival Cinema Jove proyecta los mejores largometrajes dirigidos por jóvenes del panorama internacional. Presenta a competición ante el jurado y ante el público producciones de distintos países. A continuación, algunos de los largometrajes ofrecidos durante los primeros días de competición en la sección oficial que más han gustado: 

Thunder Road:

Dirigida por Jim Cummings (Estados Unidos, 2018), este largometraje (92’) de corte independiente narra la historia de un oficial de policía se enfrenta a una crisis personal tras un divorcio y la muerte de su madre. Su director resalta la importancia que el protagonista fuera un oficial de policía ya que para el prototipo de “tipo duro” que encarnan, resulta complicado pedir ayuda, y quería demostrar que si ellos pueden los demás también. Su director es también guionista y compositor del tema principal de su banda sonora. En los títulos de crédito se incluye un agradecimiento a los príncipes Guillermo y Enrique de Inglaterra cuyas imágenes afligidas en el funeral de Lady Di sirvieron de inspiración al director. 

Los miembros de la familia:

Dirigida por Mateo Bendesky, la historia se desarrolla en una pequeña localidad de veraneo argentina fuera de temporada. Muchos son los directores argentinos que optan por este estilo de localizaciones ya que aportan “un fuerte componente de melancolía”. Trata sobre las relaciones familiares y cómo estas influyen en el devenir de sus protagonistas. Es un retrato del duelo adolescente ante la pérdida de un progenitor. Dos hermanos obsesionados con el cuerpo y con lo místico respectivamente, quedan atrapados en una ciudad casi desierta para cumplir los últimos deseos de su madre muerta.

The last of see them (alive):

“La última vez que los vimos”, es el título de esta película y también la frase de inicio del clásico A sangre fría de Truman Capote filme con el que conecta su directora Sara Summa al “humanizar a las víctimas dentro de una crónica de sucesos excluyendo a los victimarios” como anticipa el director del Cinema Jove. El espectador asiste al último día de vida de una familia en el sur de Italia que fueron asesinados la víspera de una boda por motivos desconocidos aunque con una conexión con la mafia. Esta película basada en hechos reales junto con las 2 siguientes que presentaremos a continuación destacan por el hecho particular de partir de la realidad a la ficción. 

Parade: 

Este un largometraje georgiano dirigido por Nino Zhvania, centra su atención en la reunión de 3 viejos amigos a modo de “road movie”, donde sus protagonistas se desplazan haciendo un desfile (parade) rememorando momentos de su juventud. La directora presidió seguidamente un coloquio en el que comentó que su inspiración partía de gente de la generación de su padre. Sobre el panorama del cine en Georgia se mostró positiva en favor de una industria que a pesar de tener bajo presupuesto crece de manera constante y a la que se incorpora mayor número de mujeres. Sobre la relación con los actores, confesó que se sintió más cómoda trabajando con 2 de los 3 protagonistas que carecían de educación teatral, que con el que sí la tenía, quien se mostraba reacio a improvisar y salir de lo riguroso del guión. También señaló la dificultad que supone para una directora debutante dirigir actores que le doblaban en edad, aunque asegura que el rodaje fue muy entretenido y natural. Por último quiso aludir a la última frase del filme en la que hace referencia al frío que es para ella una metáfora de la muerte “el frío representa un vacío tras la juventud perdida”.

House of hummingbird:

La directora surcoreana Bora Kim presentó esta película destacando el hecho de  ser la hora a la que más tarde se había proyectado su película, ya que esta cerraba el ciclo a las 22:30 del 24 de junio. Nunca es tarde para la cultura. El filme esta basado en la propia adolescencia de la directora y guionista, quien basa su proceso creativo en la investigación cultural alrededor de la representación de la feminidad asiática. La protagonista de este largometraje es una joven sin atención en una familia disfuncional que busca el afecto en chicos y chicas del vecindario.

Light as feathers:

Ambientada en un pueblo polaco, indaga en los inicios de la violencia sexual a través de la historia de un adolescente que mantiene una relación de codependencia con  su madre manipuladora y dominante. El joven traslada su confusión emocional al vínculo que mantiene con su vecina de la que abusa física y emocionalmente.

La clausura del Festival está programada para el 28 de junio con ¿A quién te llevarías a una isla desierta? Presentada por el actor Pol Monen y un homenaje al mencionado ganador del premio Luna de Valencia, Miguel Gomes, con la proyección del primer y segundo volumen de Las mil y una noches. El sábado 29 de junio se proyecta tanto la película ganadora del premio del público como la ganadora de la Luna de València y seguirán habiendo proyecciones tanto de largometrajes como de cortometrajes hasta el 14 de julio.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.