Grupo: S.O.S Murcia 2010 (Día 2)
Sala: Avda. Primero de Mayo (Murcia)

Segunda jornada que se vio amenazada por lluvia y granizo en las primeras horas de la tarde, pero que finalmente no impidieron que Nada Surf se subiera al escenario principal a las 19.45, esa hora en la que el sol apuraba su descenso para ofrecer una de las actuaciones del fin de semana.

El trío neoyorquino viene firmando, a pesar de haber tenido mayor o menor repercusión, grandes melodías durante casi dos décadas y de ello fuimos testigos una vez más, desde (probablemente) su último paso por nuestro país hace un par de años.
Fuera de pretensiones o inventos, se dedicaron a repasar temas de su trayectoria pero convenientemente salpicados por su nuevo trabajo If I had a Hi-Fi, un álbum íntegro de versiones de las cuales escogieron ‘Love goes on’ (The Go Betweens), una más que acertada ‘Enjoy the silence’ (Depeche Mode) y atención, ‘Evolución’ de Mercromina.
Todo ello acompañados por Martin Wenk (Calexico) que además cumplía años y que estuvo soberbio a la trompeta y teclados.
Sin complicaciones, pero brillantes…’80 Windows’, ‘Always love’ y ‘The blankest year’ para terminar.

Saliendo y brevemente pudimos ver a Sergio Vinadé y Sebas Puente, esto es, la mitad de Tachenko interpretando en acústico en la carpa Jack Daniel’s algunos temas, pillamos de pleno ‘Afganistán’ y nos fuimos hacia Dorian.

Junto con la otra banda catalana que los iba a suceder, consiguieron reunir al mayor número de personas por metro cuadrado que yo recuerde en cierto tiempo. La fórmula electro pop de los barceloneses les está dando un magnífico resultado, haciendo bailar sin descanso desde el primer momento y paradójicamente pese al alto contenido depresivo que contienen la mayoría de sus hits(‘La tormenta de arena’, ‘Paraísos artificiales’, ‘Te echamos de menos’, y sobre todo, ‘A cualquier otra parte’).

Poco que añadir respecto a lo dicho por mi compañera Esther Costa en referencia al concierto de Love Of Lesbian tan sólo una semana antes en la sala Mirror (http://www.vinilovalencia.com/conciertos.php?id=251), a diferencia del tiempo que estuvieron sobre el escenario.
LOL están a un paso minúsculo de ser ‘descubiertos’ por la gran industria musical, de eso no cabe duda, y también de empezar a ser odiados por los talibanes del indie que se vanagloriaban de cantar los primeros Microscopic Movies o Maniobras de Escapismo una vez consumado su paso al castellano.

No importa. La única realidad es que LOL, o mejor dicho Santi Balmes, tienen uno de los mejores repertorios de la escena nacional desde hace ya algunos años. Se hace complicado pensar en otra banda que esté al nivel lírico de los catalanes, tanto en sus temas serios (‘Noches reversibles’, 'Segundo Asalto', ‘Incendios de nieve’ ‘Allí donde solíamos gritar’…) como en los festivos (‘Club de fans de John Boy’ ‘Algunas plantas’…). Geniales.

Después un rato de Fatboy Slim o cómo el hedonismo de pinchar tus propios temas puede resultar simpático pero cansino con el paso de los minutos, incluso para el propio Dj.

Así que nosotros decidimos irnos corriendo, literalmente, a casa.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.